jueves, 18 de febrero de 2010

Destrozando a... Todos a la cárcel

Todos a la cárcel (Luis García Berlanga, 1993)


Tener como invitado en jueves a uno de los dos mejores directores españoles de todos los tiempos (el otro no es ni Amenábar ni Almodóvar, no se si hace falta que lo diga) me duele a mi más que a nadie, pero es el vivo ejemplo de que una retirada a tiempo es una victoria... aunque no fuera lo suficientemente a tiempo como para no rodar Paris, Tombuctú...
El punto es que no puedo entender que el director de Plácido o El verdugo ruede este esperpento desorganizado, rocambolesco y superficial donde, actores aparte, no se ve la maestría de su mano salvo en momentos puntuales y donde parece que hubiera olvidado lo que es la planificación y la sutileza para terminar intentando realizar lo que algunos entenderán como una metáfora del desastre patrio... pero que yo solo puedo creerme como una grandísima tomadura de pelo.
Eso sí, yo me reí lo mío... y mi madre también.

1 comentario:

Ricardo Baticón dijo...

Lo siento RFP!... normalmente suelo estar de acuerdo con tus "Destrozando a..." con los que me río mucho leyéndote... pero con cualquier peli de Berlanga no puedo estar de acuerdo!... Es un GENIO y con letras mayúsculas. Vale, no es Bienvenido Mr. Marshall o Plácido... pero yo me río mucho y las veo todas con el mismo interés... Lo mismo que Paris, Tombuctú... con Concha Velasco, otra actriz que me cae muy bien, genia.

Saludos!